Blogia
MANANTIAL DE VIDA -SHEKINA

Manantial de vida. Shekina

" NTRA. SRA. del PARTO, Brasil*
*Celebración*: 8 de noviembre.
El culto de Nuestra Señora del Parto se deriva de los primeros siglos de la era cristiana. La primera imagen se encuentra en Roma, en uno de los arcos del Cementerio Mayor. El icono es el siglo IV y en él la Virgen está en posición orante, con los brazos abiertos, con el Niño JESÚS delante del pecho. También, es el intento pionero de representar a María a solas en su maternidad.En Italia, desde la época medieval, las imágenes de la Virgen del Parto sustituyen el símbolo,(que representa el disco en el vientre)  por la representación de la cintura alta y recurvada sobre su vientre, ligeramente sobresaliente de María, característica exclusiva de la pintura occidental.Después se representó en estado real de embarazo con un libro (La Biblia),  sobre su vientre. El  Concilio de Trento consideró estas imágenes poco ortodoxas y fueron modificadas o eliminadas, suprimiendo el cinturón y cambiando el Libro por el Niño JESÚS.En Brasil hay pocas iglesias dedicadas a Nuestra Señora bajo ese título. La más conocida está en el antiguo poblado de Palhoca, en Florianópolis, Estado de Santa Catarina.La primer Iglesia en Palhoca fue construida en 1861;  los habitantes decidieron dedicarla a Nuestra Señora del Parto y la celebran el día 8 de noviembre.  La iglesia de Nuestra Señora del Parto fue construida por algunos devotos de Santa María del Buen Parto, pertenecientes a la Cofradía del Rosario y San Benito. Como la Hermandad era humilde, la obra tardó veinte años en completarse, de 1841 a 1861. Mientras tanto, la imagen quedó primero en la iglesia del Rosario y luego en la matriz.
*ORACIÓN A NUESTRA SEÑORA DEL PARTO*Oh María, por una elección gratuita del Padre, fuiste agraciada con la maternidad divina, en el tiempo del embarazo y el parto.Vos que también fuiste madre, mírame, porque estoy aprensiva con el momento del parto y me siento insegura sobre lo que podrá suceder. Que tenga un nacimiento feliz.Ahora, oh Madre, me siento más calma y tranquila porque ya percibo tu protección y desde ya confío a vos este nuevo ser.Nuestra Señora del Buen Parto, ruega por mí! (San Juan Pablo II)

0 comentarios